Reflejos en un Espejo Chino

* Francisco J. Vargas


Columna #30: Corderos Con Dientes De Lobo

Dos países separados por una frontera son enemigos. Aún tomando en consideración que los gobernantes de México y los de Estados Unidos son del mismo grupo étnico, en momentos críticos es difícil predecir cuál país será más nacionalista, como descubrió en su día el inepto ''general'' Santa Anna.

Ahora resulta que ni el asesor de seguridad nacional de Clinton, ni su secretaría de Estado, ni el zar americano antidrogas supieron que la mentada operación se llevaba a cabo en México.

Y parece que el nombrecito de la operación Casablanca es un desliz freudiano que apunta al lugar dónde se autorizó. Uno piensa que este caso servirá de lección a los diplomáticos mexicanos (que creen en los Reyes Magos) pero no será así.

Cuando el entonces canciller Gurría permitió que agentes extranjeros examinaran quién puede ser policía en México, entregó los últimos vestigios de soberanía. Voluntariamente metió la cabeza en la boca de un león hambriento y ahí están ya las consecuencias.

Pero a los gobernantes nacionales les importan más los dólares que la independencia. Los funcionarios mexicanos se dejaron llevar de la mano al huerto por sus colegas gringos el día que acordaron entre ellos una "alianza" contra el narcotráfico.

Con tal de que los vecinos ayudaran al gobierno con préstamos y detuvieran el tráfico de armas a México, los ``mexicanos'' les regalaron el rancho. De esos ``tratados bilaterales" se deriva la libertad de los extranjeros para operar en México.

Y la posterior "amenaza" de la secretaria de Relaciones Exteriores, Rosario Green, de consignar a los agentes americanos que operaron en suelo nacional no pasa de ser un mal chiste para tarugos: ┐A poco les va a levantar la mano a los americanos? Ese día saldría el Sol por el poniente y nos gustaría verlo.

Para colmo, los despistados legisladores aztecas se enfurecieron contra la incursión de los americanos y la Comisión Permanente del Congreso (la misma que teme citar militares que expliquen asesinatos de civiles) llamó a funcionarios menores - de Hacienda, de Relaciones Exteriores, y de la Procuraduría - para que "aclaren" todo.

Como si funcionarios segundones supieran lo que realmente pasó en la operación Casablanca. ┐Por qué no llaman a peces gordos como Madrazo, Ortiz, Gurría? ┐También a éstos, como a los militares, les tienen miedo?

Lo que deberían aclarar la canciller Green y la PGR es por qué, durante la mentada operación, 13 ciudadanos mexicanos fueron aprehendidos en Tijuana por policías mexicanos y entregados al gobierno americano sin documentación oficial que avalara la entrega. Esto no lo digo yo, lo dijeron en la misma fiscalía de Los Ángeles.

Más claro, pues, no se puede: los gobernantes mexicanos venden ciudadanos mexicanos al extranjero.

La PGR sabía de antemano que la citada operación se llevaba a cabo. Pero fiel a su costumbre las autoridades no informarán al público acerca de sus repelentes actos. A esos policías y funcionarios vende-gente deberíamos consignarlos cuanto antes para poner fin a esos secuestros y tráfico de ciudadanos mexicanos a manos de la mismísima cuicada mexicana. Es una descarada trata de blancas, pero con hombres.

Si de verdad México es república se debería cuestionar a Zedillo, el flamante, ilustre y autoproclamado ``exterminador de ratas inmundas,'' la existencia del tráfico clandestino de ciudadanos. El pueblo lo votó para gobernar, no para que venda gente. Los gobernantes presumen de ser celosos de la soberanía pero son los primeros en violarla.

Y de paso Labastida debería explicar también por qué la PGR comete más delitos de los que resuelve y por que los altos mandos policíacos del país están envueltos en tantos secuestros de empresarios millonarios. Aunque la pregunta es retórica: sabemos la respuesta.

Por su parte, los americanos sobornaron a empleados de banco mexicanos, lo cual no tiene chiste. Pero hay resultados de fondo que van más allá de avergonzar públicamente a México (después de todo el mundo sabe que éste es un país de nacos). Lo que los extranjeros buscan, en aras de la globalización, es debilitar y manipular los sistemas financieros de México y del mundo. ┐Para qué atacar militarmente a países como este cuando pueden dominarlos desde el lado financiero con la complicidad de mexicanos?

Pero lo grave es esto: los vecinos descuartizan la banca mexicana y la taimada reacción del ahora secretario de Hacienda, Gurría, es que "la operación Casablanca es un paso importante en el combate a las drogas." Este ministro si que navega con bandera de ya sabe usted que.

Llámenme malpensado, pero ya no me está gustando que cuando hay incidentes dónde los extranjeros meten la mano en México, aparece siempre el tal Gurría ampliamente respaldado por Zedillo.

También me pone nervioso que traten a Gurría a cuerpo de rey los vecinos. ┐Por qué tanto amor con Gurría y Zedillo?

Yo no tengo pesadillas, pero si las tuviera serían que el actual gobierno mexicano en realidad está aliado con los extranjeros para explotar a este pueblo y a sus hijos, nietos y biznietos.

Y hablando de feroces lobos vestidos de mansas ovejas, quizás también vería en esos malos sueños a Gurría con la banda presidencial al pecho mientras Zedillo, Salinas y los extranjeros se carcajean de nosotros detrás del trono priísta.

EL "TERCER OJO" MILITAR:   Dicen los escolares que para ser cretino (con su infantil inmadurez ellos dicen "pendejo") no hay qué estudiar.

Ese crudo calificativo describe exactamente a los miembros del Estado Mayor encargados (vaya usted a saber porqué, pues si esto es república eso es función de Gobernación) de la seguridad personal del presidente.

Hace días, en una de sus ya habituales visitas a Chiapas, los custodios militares permitieron que Zedillo fuera rodeado y hasta manoseado repetidamente en el brazo derecho y espalda por campesinos cómo si fueran cuates departiendo en una cantina.

Este espeluznante descuido de seguridad, en sí, ya es traición al presidente. Y en zona de guerra declarada (dicen Zedillo y Gurría que no hay guerra, pero Marcos dice que si) como lo es Chiapas, es alta traición. Obviamente eso no se los han enseñado los instructores extranjeros a los nacos militarsotes locales.

No es que los campesinos no tengan derecho a saludar al presidente, claro qué lo tienen. Pero ésa no es la forma adecuada de atenderlos.

Los militares del Estado Mayor que han cometido graves errores de seguridad tales como poner en peligro al autobús del Gabinete presidencial hace meses, y éste de arriesgar la vida del presidente, deberían estar encerrados pues es escandalosa la ineptitud estratégica que padecen.

Pero el problema es que en México todos dicen que saben sin saber, de ahí las pifias de seguridad que ocurren. Creo que ni Zedillo se dio cuenta del peligro en que estuvo, a pesar de haber sido coordinador de la seguridad de Colosio. O quizás por eso mismo.

Hasta que no ocurra un tragedia mayúscula van a despertar los del Estado Mayor. Aunque no lo creo: ya les pasó lo de Colosio y de nada sirvió la experiencia a los genios de la seguridad presidencial.

Y es que no hay medicina para tarados.

COMO MÉXICO NO HAY DOS:   Con respecto al Fobaproa, Hacienda usa a Televisa (con la escuelita "periodística" para retardados mentales heredada del astuto Zabludovsky) para lavar el cerebro al pueblo con el inverosímil cuento de que Zedillo quiere rescatar con el dinero del pueblo a los banqueros "porque éstos incurrieron en problemas económicos y están a punto de la quiebra por proteger a los cuentahabientes."

!Qué descaro de ca...nijosí Pero ya ve, cruzados de brazos deja el pueblo que Televisa se haga caca en la cabeza de los televidentes.

La verdad es que mientras sube el precio de la tortilla y de todo lo demás, el pueblo empobrecido empezó ya a comer ratas de campo, mientras los banqueros, gobernantes y los televisos viven a cuerpo de rey a salud de la indiada.

Qué pena de ciudadanos: aguantamos agachados tales abusos en vez de ahumar con leña verde a tanta rata humana. Por menos abusos de gobierno derrocaron a Suharto en Indonesia. Ésos sí son machos de verdad y no de cancioncitas rancheras y corriditos norteños.

COSAS ODIOSAS:   Con tal de ser protagonistas en la vida política nacional los curas son capaces de bailar un can-can. Como católico, ya me están poniendo a pensar. Mire que nomás están a ver cuál de ellos dice la peor burrada.

Seguramente algún obispo mexicano pronto romperá récord mundial de hablar sin antes conectar la lengua al cerebro. Por lo pronto el obispo de Cuernavaca se colocó en la delantera al excomulgar a los Arizmendi y familias, por ecuestradores. Dice qué le da vergüenza que sean católicos e insta a las autoridades a que los apergollen y enchiqueren cuanto antes.

Pues a mí lo que me da vergüenza es que el tal obispo sea católico. La esencia de cualquier religión es precisamente el ser refugio de pecadores, pero este canijo exige que los católicos sean santos! Si así fuera, las iglesias se quedarían vacías y el sin chamba.

Dicen que hay un obispo por sabe cada cuantos miles de curas. Si es cierto, entonces al de Cuernavaca que lo degraden y lo devuelvan al montón, pues no sabe lo que dice.

Veamos los errores del obispo. Dicen en China que todas las religiones son una y la religión está basada en la fe del ser humano, no en la razón. El hombre puede no saber con certeza si existe Dios, pero si en su corazón lo creé así, su fe debe respetársele. Esa fe no se la puede robar otro hombre aunque sea obispo o general.

Es más, por encima de los curas está la ley que, cuando menos en México, garantiza la libertad de creer en cualquier religión, o en ninguna (y mucha sangre costó a los mexicanos arrebatarle el monopolio religioso precisamente a la Iglesia).

Así que ni la autoridad ni los curas le pueden decir a un creyente que no puede pertenecer a la religión de su preferencia. Y por lo mismo que nadie sabe si existe Dios, la ley se abstiene de imponer cualquier religión a los ciudadanos. A esto le llamamos, señores obispos, separación de deberes entre Iglesia y Estado.

Dicho esto, se concluye que la excomunión que tan alegremente receta el obispo de Cuernavaca es un abuso religioso y jurídico, pues el castigo es ilegal e invade terrenos de la ley civil de la misma manera que en su momento los invadió la Santa Inquisición.

O para que mejor entiendan los obispos, en cuestión de religión ya no estamos en tiempos de la Edad Media. (Y demostrándole al mundo lo fregones que somos por aquí, para que secuestren, torturen y maten impunemente reemplazamos a los inquisidores religiosos con los agentes encapuchados de la PGR y con el Ejército).

Además, el que un cura recomiende que la ley persiga criminales es, aparte de redundante, un acto antirreligioso y falto de compasión cristiana hacia el prójimo, por muy malo que éste sea. Para castigar está la autoridad, y lo sabe; para rezar y perdonar está la religión, y los curas no lo saben.

Ahora bien. Cuando el citado obispo amenaza qué sólo se podrán salvar del infierno los que se arrepientan y estén dispuestos a resarcir el daño hecho a sus víctimas, se olvida que muchos católicos estamos esperando que los curas sigan su propio consejo respecto a las imbecilidades morales, legales y religiosas que los curas han hecho y hacen a los lentos de pensamiento en este sufrido México.

PRINCIPIO DE FISONOMÍA:   ``Nadie trae puesta la cara de ladrón,'' dicen en China. No es posible identificar a simple vista y por la apariencia a un ladrón.

Lo mismo puede ser ladrón un compadre que un pariente, un empleado o un patrón, un niño o una mujer. Los ladrones están en todas las esferas de la sociedad: los hay desarrapados, pero también los hay educados y bien vestidos, con uniforme militar y hasta con sotana.

Para acabar pronto, los ladrones no traen letreros al pecho que los identifique como pillos, pues si así fuera nadie sería robado.

Hasta hace poco, en China las autoridades arrancaban una oreja a los ladrones para que la gente los descubriera desde lejos y se cuidara de ellos. Ahora los fusilan. No para que se acaben, que no se acabarán nunca, sino para castigar a los ladrones que ya demostraron serlo.

Así que es mejor no confiar en nadie que no demuestre a través del tiempo -digamos después de veinte años- que sus palabras y sus acciones son idénticas.

Acuérdese de esto: su mejor amigo podría no robarlo en los primeros quince años, pero si es ladrón, esté usted seguro que enseñará el cobre antes que pasen veinte.

METAFÍSICA:   ``No se puede viajar por dos caminos a la vez.'' De la misma manera no es aconsejable mezclar métodos de ocultismo ya que esto produce confusión en el oficiante.

El ritual básico chino funciona mejor cuando no se le mezclan elementos de otros métodos. De lo contrario usted empezará a tener dudas de todos ellos y sus planes acabarán en el fracaso.

Más vale sujetarse a un método, el que sea, que acabar con las manos vacías.

Igual que en este mundo con la gente, todas las divinidades (y los demonios) escuchan a quiénes les hacen ofrendas de dinero sean de la religión que sean.

Esto principio aplica por igual en referencia a el destinatario de la ofrenda. Hay gente que le pide deseos al Diablo y allá ellos; hay otros que le piden sus deseos a los dioses y allá ellos también. Lo que no se debe hacer es mezclar unos rituales para los dioses y otros para los demonios pues éstos acabarán enojándose y le pueden sacar un susto a la persona.

NUESTRO FÚTBOL:   Qué mala costumbre de algunos técnicos en México, gritando en la línea de la cancha a sus jugadores como deben manejar cada pelota. Lo único que logran es poner nerviosos a los jugadores, que son exhibidos cuál niños frente a spectadores y televidentes.

Uno se pregunta para qué entonces sirve el trabajo de media semana si luego va el técnico a dirigir desde la línea el día del juego.

#2:   La liga de fútbol mexicana debería llamarse "de los enanos." Parece que los equipos tienen prohibido alinear jugadores más arriba del metro y medio de estatura.

Algunos jugadores corren empujando la bola a ras de piso con el pecho, pues les queda muy alta para patearla.

Cuando se alinean los jugadores mexicanos de la seleccion para escuchar el himno antes de sus juegos, su altura parece el perfil de una montaña rusa: los hay altos como Peláez, y luego en el siguiente jugador hay una caida hasta a ras de piso como con Terrazas.

┐Hasta cuándo presentarán jugadores mexicanos de estatura aceptable?


* Master, Estrategia Militar China

E-mail: visionpf@direct.ca


left arrow.gif - 83 Bytes  Col #29 up arrow.gif - 83 Bytes   Home up arrow.gif - 83 Bytes Columnas right arrow.gif - 83 BytesCol #31 

 

Copyright © 1998, Francisco J. Vargas